Netflix, Clarovideo, Directv Play: nuevas maneras de ver televisión

Netflix, Clarovideo, Directv Play: nuevas maneras de ver televisión

El video por demanda ha ganado fuerza. Colombia cuenta con 120 mil suscriptores a estos servicios.

Los inicios de la serie de televisión Breaking Bad no gozaron de gran popularidad. Vince Gilligan, el director de la producción, confesó, durante su discurso de aceptación en los últimos premios Emmy, que el rating de la primera temporada fue pobre y que Netflix los había mantenido con vida.

Es cierto: durante los primeros siete episodios de la producción, el número de espectadores por capítulo apenas superó el millón. No obstante, cuando las críticas rindieron pleitesía a la historia de Gilligan, varios televidentes se apresuraron a recuperar el terreno perdido.

Netflix, uno de principales proveedores de televisión por internet, fue uno de los medios más usados por la audiencia para disfrutar de las primeras temporadas y prepararse para los últimos lances de la historia protagonizada por Walter White (Bryan Craston). Gilligan se mostró muy agradecido con las nuevas formas de ver televisión. En su concepto, fue gracias a portales como Netflix que la serie alcanzó 10,3 millones de espectadores en su último episodio.

Y es también gracias a este tipo de servicios que ‘maratonear’ (verbo con el cual la serie web Adulto Contemporáneo definió el acto de sentarse días enteros a ver temporadas de una serie en particular) es un plan recurrente de fin de semana. Ya no hace falta adquirir una caja de DVD para ver Juego de Tronos. Ahora podemos acudir a opciones como el video por demanda (VOD por sus siglas en inglés), el pago por ver (PVP) y el video por internet para sumergirnos en los mejores relatos audiovisuales.

La televisión antes imponía un conjunto de reglas y horarios difíciles de quebrantar. Ver contenido por demanda, a la hora que quisiéramos, era una promesa a futuro. Para redescubrir películas clásicas como ‘Lo que el viento se llevó’ (1939) o el ‘Ciudadano Kane’ (1941) era menester acudir a un sitio de renta de videos (en ocasiones especializados en títulos de vieja data). Revivir series como ‘La dimensión desconocida’ (1959-1964) de Rod Serling era complicado: pocos canales transmitían contenido ‘vintage’ y, de hacerlo, los programaban en franjas horarias restringidas.

Las nuevas tecnologías cambiaron el escenario: ahora podemos llevar nuestro contenido predilecto en nuestro computador o móvil. Además, se encuentra disponible en alta definición. Explicaremos cuáles son estas nuevas formas de ver televisión y cuál es la oferta disponible.

Video por demanda (VOD)

Se trata de una videotienda virtual. En este tipo de servicios se ofrecen contenidos de todos los géneros (deportes, telenovelas, películas, series de televisión, documentales, conciertos e incluso karaoke). Se descargan al decodificador y se pueden reproducir, adelantar, retroceder con el control remoto, como si se tratase de un DVD. Los operadores suelen tener un canal específico para acceder al catálogo de productos.

Pague por ver (PPV)

Se asemeja al Video por Demanda, salvo que suelen incluir solo las últimas películas disponibles en el mercado. Su catálogo es reducido porque se restringe a lo último que se vio en cartelera.

Video por internet

En este modelo entran todos los servicios por demanda que funcionan con streaming. Varios de ellos no se encuentran disponibles desde un TV convencional, pero sí desde dispositivos móviles y computadores y SmartTV.

Proveedores

Clarovideo: dispone de más de 10.500 títulos en HD. El contenido se puede pagar a través de la factura de Claro, sin tener que usar tarjetas de crédito. Cada título de estreno cuesta entre 3.900 pesos y 6.900 pesos, más una mensualidad de 14.900 pesos. El video descargado se mantiene activo por 24 horas. Se encuentra disponible para tabletas, teléfonos inteligentes, computadores y televisores.

Directv Play: cuenta con más de 5.000 productos en su parrilla. La videoteca online reúne las ofertas de distintos proveedores. Es posible encontrar a Moviecity Play, FOX Play, ESPN Play, HBO GO, TNT Plus y Space Plus. Además, se incluye la propuesta streaming de Directv Sports. Es multiplataforma.

Neón: es un servicio de video por demanda de la empresa DLA. Fue adquirido por Emcali como parte de su portafolio de productos para televisión. Los suscriptores de internet del proveedor podrán acceder a las películas, series y conciertos de Neón por una tarifa adicional. Existen tres tipos de contrato: Neón Básico, Neón Premium y Pago Por Evento (PPE). Cuenta con soporte para dispositivos móviles (tabletas y smartphones). En esencia, se trata del mismo producto ofrecido por Clarovideo. Aún no se encuentra activo.

Netflix: La suscripción mensual es de 14.000 pesos. Es el servicio por de video por streaming más aclamado del mundo, con más de 40 millones de suscriptores y 100.000 títulos en Estados Unidos. Sin embargo, la parrilla de títulos en Latinoamérica es pobre (se estima en no más de 5.000 productos) comparado con el de Estados Unidos (más de 70.000). Hace poco se aliaron conMarvel para desarrollar cuatro series y una miniserie basadas en los reconocidos personajes de Marvel. También acaban de incluir el documental “Square” en su catálogo y estrenarán la segunda temporada de LilyHammer el 13 de diciembre de 2013.

Caracol Play: Solo funciona por streaming. La suscripción anual cuesta 58.000 pesos. Dispone de los productos de Caracol Televisión, entre los que se incluyen novelas, series, películas, noticieros y eventos en vivo (en la mayoría de casos, de carácter deportivo).

Crackle: Crackle es una red de video multiplataforma, administrada por Sony Pictures Entertainment. Es gratuito. Se mantienen unos 150 títulos en cartelera que rotan cada semana.

Redacción: Eltiempo.

/ Publicaciones

Comparte esta publicación

Sobre el autor

Comentarios

No hay comentarios aun.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *